Ayuntamiento de Antequera y Diputación confirman el inicio en el próximo otoño de un plan de repoblación forestal que comenzará en el entorno de Los Dólmenes

Está prevista la plantación de decenas de miles de nuevos árboles autóctonos, como pinos o encinas, en todo nuestro municipio aprovechando en primer lugar para empezar la protección visual del entorno perimetral de dicho conjunto arqueológico. Los objetivos generales, prevenir la desertización y aumentar la masa arbórea para hacer frente al cambio climático.
mbaron_reforestacion_diputacion-23062016

El alcalde de Antequera, Manolo Barón, y el teniente de alcalde delegado de Obras y Mantenimiento, José Ramón Carmona, han mantenido en la mañana de hoy miércoles una reunión de trabajo –en coordinación también con el Área Municipal de Medio Ambienteque encabeza el teniente de alcalde Juan Álvarez–, para determinar las líneas maestras de la aplicación en nuestro municipio del ambicioso plan para liderar la lucha contra el cambio climático en la provincia que va a poner en marcha la Diputación de Málaga en tres campos de acción: repoblación forestal (con la plantación de más de un millón de árboles hasta 2020), reducción del consumo de electricidad, mejora de la movilidad y una adecuada gestión del agua y de los residuos.

Antequera se beneficiará de esta iniciativa a partir del próximo otoño, época en la que está prevista que comience la plantación de nuevos árboles, que debido a la gran extensión de nuestro municipio ya se estima que sean decenas de miles de nuevos ejemplares de especies autóctonas como el pino carrasco o la encina. La primera de las zonas en la que se llevará a cabo esta repoblación forestal será el entorno de Los Dólmenes, puesto que la propia Diputación se ha comprometido a que en el estudio previo que están realizando en la actualidad se priorice dicho perímetro para comenzar así con la programada protección visual del entorno del conjunto dolménico que aspira, junto a El Torcal y la Peña, a ser declarados Patrimonio Mundial de la UNESCO a mediados del próximo mes de julio.

Además de servir como freno a la erosión, la plantación de miles de nuevos árboles en Antequera servirá para luchar contra el cambio climático puesto que las especies vegetales son capaces de absorber el dióxido de carbono, provocando incluso una regulación de las temperaturas ambiente.

Cabe destacar que, de “motu propio”, el Ayuntamiento de Antequera ha realizado en el último año una gran apuesta en otro de los segmentos en los que se aplicará este plan provincial de lucha contra el cambio climático como es la mejora de la eficiencia energética, ya que a finales del presente mes de junio se concluirá la renovación y mejora de todo el alumbrado público –hecho que conlleva la reducción anual de 1,200 toneladas de dióxido de carbono emitidas a la atmósfera–.

Tanto Manolo Barón como José Ramón Carmona coinciden a la hora de ensalzar esta apuesta por el Medio Ambiente que se verá incrementada gracias a la plantación de nuevos árboles a partir del próximo otoño en muchas áreas de nuestro término municipal, comenzando por el entorno de Los Dólmenes y así aprovechar para impulsar la protección visual de su entorno. “La repoblación forestal y la renovación de todo el alumbrado público son dos medidas que vienen a demostrar la sensibilidad y la relevancia que para nuestro Equipo de Gobierno supone la protección del Medio Ambiente, algo que cada día hay que tener más presente y que, en nuestro caso, servirá además en breve para mejorar paralelamente la protección visual del entorno dolménico”, concluyen ambos.